Actualidad|25 de octubre de 2021

Encuesta: Alberto tiene menos confianza que el peor momento de Macri

Los resultados marcan un descenso del 34% en comparación con los datos recopilados en el primer mes de gestión de Alberto Fernández.

Por Pedro Del Piano

Política Hoy

La Universidad Torcuato Di Tella junto con Poliarquía Consultores realizo una encuesta en la que determino el Índice de Confianza en el Gobierno (ICG). Los números, reflejan la confianza de la población en el presidente y en su gobierno. El actual jefe de Estado, Alberto Fernández alcanzo los 1,52 puntos marcando una caída del 3,5% respecto al mes anterior.

 

De esta manera, el actual presidente supero los peores números del expresidente Mauricio Macri, quien había obtuvo, entre marzo y mayo del 2019, entre 1,53 y 1,61 puntos de confianza de parte de su población.

 

Los resultados marcan un descenso del 34% en comparación con los datos recopilados en el primer mes de gestión de Alberto. En cuanto a un análisis interanual -octubre del 2020 en contraste con octubre del 2021- la confianza en Fernández disminuyó un 23,5%.

Además, el resultado de la encuesta también demuestra que el ICG de Fernandez es un 23% mas bajo que la última medición realizada a la anterior gestión de Macri en diciembre del 2019.

 

 

Cinco puntos importantes

La encuesta realizada por la institución académica de la mano de Poliarquía Consultores considera cinco puntos para determinar la variación del ICG: evaluación general del gobierno, preocupación por el interés general, eficiencia de la administración del gasto público, honestidad de los funcionarios y capacidad para resolver los problemas del país.

 

Si comparamos los números del mes de octubre con los del mes pasado, 4 de los 5 indicadores marcaron una baja considerable: -10,7% (1,19 puntos) para “Evaluación general del gobierno”; -7,4% (1,47 puntos) para “Preocupación por el interés general”; -2,6% (1,21 puntos) para “Eficiencia en la administración del gasto público” y -1,6% (1,96 puntos) para “Honestidad de los funcionarios”. En cuanto al indicador “Capacidad para resolver los problemas del país”, fue el único en el que se observó una mejora: aumentó un 2,8% respecto a septiembre con 1,79 puntos.

 

A raíz de esta encuesta se logro determinar que ni el cambio brusco de gabinete ni el abanico de políticas que surgieron luego de las PASO, sirvió para repuntar la imagen del oficialismo.

 

Sin dudas, el panorama para el oficialismo de cara a las elecciones de noviembre no es para nada alentador. Para la población, las decisiones tomadas luego de las PASO no son suficientes para volver a generar la confianza que el actual presidente supo ganarse para los últimos comicios presidenciales.

 

 

 

PDP